Tras tiroteo en Toronto, muere una segunda víctima

La Policía de Toronto informó este lunes que una segunda víctima murió a causa del tiroteo en masa en el barrio griego de la ciudad, ocurrido el domingo en la noche.

El organismo de control de la Policía de Ontario informó que una segunda persona murió luego de que un hombre armado disparó a 14 personas en el vecindario de Greektown en Toronto.

Una portavoz de la Unidad de Investigaciones Especiales de la provincia, Monica Hudon, asegura que tres personas han muerto, incluido el hombre armado en el ataque de Danforth Street. No se dieron más detalles sobre la segunda víctima.

La Policía confirmó que una víctima murió el domingo por la noche y que una niña estaba en estado crítico.

La herida en estado crítico es una niña de 9 años, que fue tiroteada varias veces en la espalda por el atacante, del que por el momento no se ha revelado la identidad, indicaron medios locales.

Según testigos presenciales, citados por la prensa, el hombre comenzó a disparar en la zona residencial de Danforth, conocida como el barrio griego, donde hay numerosos restaurantes, cafés y terrazas con mucha gente en la calle.

Las causas del ataque se desconocen por el momento, dijo el jefe de la Policía de Toronto, Mark Saunders, a los medios en el lugar del suceso, antes de añadir que no descartan ninguna hipótesis.

En un video difundido en internet y compartido por medios locales, se puede ver a un individuo vestido con ropa y gorra oscuras que camina por una acera y saca una pistola.

El tiroteo, durante el cual se produjeron entre 20 y 30 disparos, provocó el pánico de la gente, que corrió a refugiarse en lugares cercanos en espera de la llegada de la Policía.

Saunders confirmó que el individuo falleció durante “un intercambio de disparos” con la Policía, sin dar más detalles, aunque fuentes policiales indicaron a “Toronto Sun” que el individuo se suicidó.

Según este mismo medio, la Policía está preocupada por la posibilidad de que el tirador estuviera en posesión de explosivos.

El alcalde de Toronto, John Tory, también se trasladó a Danforth, donde condenó el “deplorable” ataque antes de asegurar que la ciudad “tiene problema con las armas de fuego porque las pistolas están demasiado disponibles para demasiadas personas”.

Desde el comienzo de 2018, se han registrado 212 tiroteos en Toronto en los que han muerto 26 personas, lo que supone un aumento respecto a los 188 incidentes y 17 muertes ocurridas durante el mismo período del año anterior.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *